El fabricante de periféricos y sistemas gaming Razer se ha presentado al CES 2016 con el ultrabook Razer Blade Stealth, el reloj digital con segunda pantalla Razer Nabu y una webcam llamada Razer Stargazer que tiene como público objetivo a los streamers.

Razer Blade Stealth cuenta con una pantalla de 12,5 pulgadas y viene con dos resoluciones. Una Ultra HD 4K (3840 x 2160) y otra Quad HD (2560 x 1440). En su interior se esconde un procesador Intel Core i7, 8GB de memoria RAM y la opción de contar con 128GB o 25GB de almacenamiento PCIe SSD para el modelo QHD y 256GB o 512GB de almacenamiento PCIe SSD para el modelo UHD.

El modelo básico del Razer Blade Stealth saldrá este mismo mes a un precio 999 dólares, mientras que su modelo más avanzado llegará a los 1.599 dólares.



Razer Blade Stealth podrá ser acompañado por una carcasa gráfica externa llamada Razer Core en la que se debe instalar una tarjeta AMD o Nvidia. Ambos elementos se conectan a través de un cable Thunderbolt 3 (USB Type-C). Razer Core iniciará su distribución a mediados de 2016 a un precio aún por revelar.